¿Vas a mudarte?


¡Pon atención! Las siguientes recomendaciones serán de gran utilidad para que tu mudanza sea más fácil, práctica y segura.


Empacar adecuadamente los zapatos durante una mudanza, es un tema que pocas personas atienden correctamente. Seguramente habrás notado que cuando desempacas tus pertenencias en tu nuevo hogar, tu calzado ha sufrido ciertos daños, como raspones o dobleces.

A continuación te decimos cómo hacer que tus zapatos se mantengan en excelentes condiciones durante tu próxima mudanza.


Limpia todos tus zapatos. Es preferible que lo hagas antes de mudarte y no cuando llegues a tu nueva casa. Con ello, evitarás que tu calzado se raye con el polvo o la tierra de la suelas, y también que acumule hongos y humedad que pudieras transportar a tu próximo domicilio.


Envuelve cada zapato. Esto se recomienda especialmente para el calzado fino y delicado. Bien vale la pena invertir un poco de tiempo en ello, para que tus zapatos no sufran raspaduras con los demás zapatos o, si es calzado para mujer, con los tacones de las zapatillas. Cualquier tipo de papel te será útil para esto.


Empaca tus zapatos. Los contenedores transparentes de plástico son los ideales, ya que sabrás con facilidad lo que se encuentra en ellos, además de que éstos te brindan rigidez a diferencia de las cajas de cartón. Te recomendamos poner hasta abajo los zapatos que menos uses y hasta arriba los de mayor uso, para que los tengas a la mano, pues regularmente no logramos desempacar todo el mismo día.


En Transportes Treviño esperamos que estos consejos te sean de gran utilidad. Te invitamos a contactarnos para brindarte la mejor experiencia en mudanzas y transportación.